El Once Caldas cayó anoche 2-1 en el Polodeportivo Sur y quedó prácticamente eliminado de los ocho mejores, el Blanco cuenta con 15 puntos y debe hacer por lo menos 15 más, pero sólo restan 18 por jugarse.

El Partido.

Como es costumbre cientos de hinchas del Once Caldas acompañaron al Once Caldas ayer en el Polideportivo Sur, antes de entrar al estadio se veían más camisetas Blanca que naranjas, la verdad es de reconocer el gran apoyo por parte de los hinchas que viajan y a los que son residentes en otras ciudades y que van acompañar al equipo.

El partido inició con un Envigado que intentó poner condiciones y llegar al arco defendido por Cuadrado por intermedio de centros, pero sus intentos fueron bien controlados por la defensa blanca.

Después del minuto 10, el Blanco se toma confianza y comienza atacar a Envigado, primero después de un tiro de esquina y un remate de cabeza el balón se estrella claramente en la mano de un defensor naranja, el arbitro no advierte el penal evidente y concede tiro de esquina, al minuto 12″ un centro de Johan Arango preciso terminó en cabezazo de José Moreno que incomodado por Lopera terminó termina en una oportunidad clara desperdiciada, posteriomente un centro filtrado por Arango no puede ser conectado ni por Peñaranda ni Romero.

Envigado 2-1 Once Caldas casablanca oc

El Blanco era el equipo del despilfarro, el dicho que es muy común desde hace tiempo en Manizales “el que no los hace los ve hacer” terminó por cumplirse al minuto 17″ una jugada por derecha del Envigado termina con una falta imprudente por parte de Jonathan Lopera dentro del área, el árbitro decreta pena máxima sin dudarlo, que Faber Cañaveral convierte en gol cuando el Once jugaba mejor.

Ahora llegaba la ansiedad y el desorden en el Blanco, el Once no supo manejar el golpe anímico que generó el gol en contra, pero con más ganas que fútbol se fue a buscar el empate, al 25″ centro de Arango que no conecta ninguno de los delantero, al 34 centro de Álvarez que conecta Lopera pero Castillo controla perfectamente, el partido se podía ganar, pero el Blanco debía ser inteligente y jugar más tranquilo el partido ya que estaba muy impreciso y no lograba tener el control del juego.

Al 41 la expulsión de Jefferson Gómez en Envigado abría una luz de esperanza en el Once Caldas, ya que su rival jugaba con uno menos, el primer tiempo terminaría con un 1-0 en contra.

APP ONCE CALDAS CASA BLANCA OC
APP ONCE CALDAS CASA BLANCA OC

Segundo tiempo.

El Once Caldas iniciaba con la ilusión de remontar el partido ya que jugaba con uno más, pero corridos 17 minutos el Blanco no aprovechaba la superioridad númerica, los dirigidos por “tito”  no podían llegar al arco contrario con claridad, pero en ese minuto un centro potente a ras de piso de Marlon Piedrahita termina en un nuevo despilfarro, Álvares le erra al balón cuando estaba solo y de frente al arco, el Blanco no sabe terminar jugadas.

El técnico empeiza hacer cambios pero las cosas no mejoran, en la cancha ya estaban Jonathan Caicedo, y el Manizaleño Jhon Fredy Salazar que ingresaron por Raúl Peñaranda y Jonathan Álvarez, el equipo no mejoraba y por el contrario el Envigado de a poco se animaba atacar, al minuto 75 Yony González deja a dos jugadores del Blanco que lo atacaron con displicencia e inocencia y remata potente a colocar y ponía el 2-0, increible pero cierto, el Once Caldas jugando con uno más perdía 2-0.

La hinchada cansada comenzaba a cantar “movete blanco movete…movete deja de J**#/” pero el equipo seguía jugando peor, al minuto 86 es expulsado el joven José Luis Moreno que desde hace rato hacía méritos para la segunda tarjeta amarilla, jugando con impotencia y sin saber el daño que le hacía al equipo, ya que Camilo Pérez se lesionó, y ahora el está expulsado.

Vídeo Hinchas del Once Caldas en Envigado.

Pero las cosas aún podían ser peor si no hubiese sido por José Fernando Cuadrado, quien con reflejos felinos salvó al blanco en dos oportunidades, si no fuera por el guardamete el Blanco llegaba goleado y humillado a Manizales.

Ya sabre los minutos finales un balón bombeado desde la defensa es aprovechado por Jhon Fredy Salazar quien gana la posición con un diagonal y de manera magnífica baja el balón (control perfecto) y elude al portero que lo derriba, penal a favor del Blanco gracias a Salazar, el encargado en cobrarlo fue Sergio Romero que desperdició varias durante el partido pero de penal no falla y anota así el descuento para poner el moño al marcador final de 2-1.

Próxima Fecha:

El Once Caldas vuelve a entrenamiento a las 4:30 en el estadio Palogrande donde trabajará recuperación y con lo que no viajaron minutos con balón, el Once enfrentara éste domingo a Equidad de Santiago Escobar, quien vuelve a Manizales después de salir mal del equipo a finales del 2013, el partido será a partir de las 6:00 pm con transmisión de Wins Sports.

Comentar

Comentarios