Foto: Conmebol.com

La noticia que quizás todo el mundo del fútbol  estaba  a la espera de que se oficializara, se dio al medio día de este lunes 5 de diciembre de 2016, justamente una semana después de la ocurrencia del siniestro aéreo en el cual perdieron la vida casi la totalidad del plantel profesional del club Chapecoense de Brasil, cuerpo técnico, periodistas y parte de la tripulación del avión que se estrellase en las montañas de Antioquia.

Y no solamente trata de un título póstumo o simbólico a un equipo que con agallas y entereza clasificó hasta la final de ‘la otra mitad de la gloria’, sino que también genera la oportunidad que el ‘campeón eterno’ pueda seguir participando en el ámbito internacional y devengando recursos importantes para la recuperación que todos esperamos que suceda.

Chapecoense disputará la edición de la Copa Libertadores 2017 clasificando directamente a la fase de grupos. Asimismo, jugará la Recopa Sudamericana contra Atlético Nacional a mitad del próximo año, es decir, se dará aquel partido que nunca pudo ser por las cosas del destino.

También el conjunto carioca enfrentará la Suruga Bank, copa amistosa a la cual accede el campeón de la Sudamericana y se juega en territorio coreano.

Todo lo anterior implicará a los ‘chapecos’ recibir algunos beneficios económicos, producto del título de la Sudamericana (2 millones de dólares por ser el campeón), la participación en los tres partidos de la fase de grupos de la Libertadores y en caso de acceder a fases subsiguientes, los montos que se pagan por las mismas. (400 mil dólares por partido y 450 mil en caso de acceder a octavos de final).

Atlético Nacional también recibirá el subtítulo, pero además será distinguido con “el premio ‘Centenario Conmebol al Fair Play’, consistente en la suma de USD 1.000.000 (un millón de dólares)”, según reza en el comunicado de la Conmebol.

“Para la Conmebol, no hay mayor muestra del ‘espíritu de paz, comprensión y juego limpio’ enunciado como objetivo de nuestra Institución que la solidaridad, la consideración y el respeto exhibido por el Club Atlético Nacional de Colombia hacia sus hermanos de la Associação Chapecoense de Futebol de Brasil”, dice el máximo ente del fútbol sudamericano.

 

Comentar

Comentarios