Después del infortunado empate ante el Envigado el sábado anterior en Palogrande, surgen inquietudes entorno a la delicada situación del Once Caldas y a las expectativas de cara al futuro. Por ello vale la pena analizar algunos aspectos relacionados con este mal momento y las posibilidades que tiene el equipo de integrar el grupo de los 8 mejores.

LOS NÚMEROS SON PREOCUPANTES….

El Once Caldas acumula actualmente 19 de 45 puntos disputados, para un rendimiento del 42,22%. En casa, el equipo sólo ha sumado 10 puntos de 21, los cuales arrojan un 47,61% de productividad; dato que realmente es muy pobre, si se tiene en cuenta que para lograr una clasificación, el rédito de local debe ser alrededor del 70%.

Además de ello, el Once ha dejado escapar victorias en Palogrande ante equipos tradicionalmente de bajo perfil, como Jaguares, Patriotas, Envigado y el mismo Deportes Tolima, que llegó a Manizales con su nómina alterna.

El cuadro ‘albo’ ocupa la décima posición en la tabla general de posiciones a un punto del octavo lugar. No obstante, en esta Liga Águila hay 7 partidos aplazados y sólo 9 de los 20 equipos han jugado las 14 fechas que lleva el torneo.

FUNCIONAMIENTO INDIVIDUAL Y COLECTIVO….

Las razones de las flojas estadísticas mencionadas anteriormente, es la intermitencia en el funcionamiento del equipo, el bajo nivel individual y la nómina tan corta que posee.

Cuando parecía que por fin el técnico Javier Torrente ponía en cancha al mejor onceno posible ante el Envigado, el mensaje no fue bien asimilidao por los jugadores, y el gol de Óscar Estupiñán al minuto de juego, sólo fue una falsa ilusión para toda la hinchada. La ausencia de jugadores de categoría de la mitad de la cancha hacia adelante es notoria; es utópico pretender que un puñado de juveniles salven al equipo de un mal resultado, cuando a su corta edad reciben toda la presión de una afición, que exige con desespero la necesidad de sumar.

No suficiente con la corta plantilla que se tiene actualmente, hay que agregar la lesión de César Arias, el desapacible rendimiento de John Valoy y la incapacidad futbolística de Sebastián Penco; jugadores que ya ni de suplente aparecen y con justa razón.

Como lo dijo Javier Torrente posterior a la rueda de prensa del pasado viernes: “Los dos mejores jugadores del equipo son los que yo traje (Lucena y Menosse)”. La pregunta que todos nos hacemos es: ¿Cuando se va a conformar un equipo realmente competitivo?. Ojalá haya respuesta pronto…

Cabe mencionar que el tema arbitral tampoco ha sido muy favorable para el equipo en algunos partidos (Junior, Águilas Doradas, Deportes Tolima y Envigado) y que el poco peso de los directivos del Once Caldas en la comisión arbitral, hace que le pongan árbitros novatos o que les reiteren jueces de infortunados antecedentes. Sin embargo, esto no justifica la inminente eliminación.

LO QUE RESTA EN LA LIGA….

Quedan 6 jornadas en el presente campeonato para el Once Caldas, 3 de local y 3 de visitante. El ‘albo’ recibirá en casa a dos equipos que están condenados al descenso: Cúcuta Deportivo y Universidad Autónoma. Además, tendrá que llegar a Manizales, Águilas Doradas, rival siempre difícil y el cual alberga alguna posibilidad de clasificarse a las finales del certamen. Aparentemente es un calendario cómodo en condición de local.

Contrario es el recorrido que tendrá que trasegar el equipo en condición de visitante. El próximo fin de semana, visitará a Equidad en Bogotá, contendor históricamente complicado y que actualmente es cuarto en la tabla de posiciones.

Los otros dos juegos a domicilio, serán ante Cortuluá, que pelea clasificación, y Deportivo Cali actual campeón y el cual mantiene vivas las posibilidades de estar en la fiesta de fin de año.

LO QUE DEBE HACER EL ONCE CALDAS PARA CLASIFICAR..

Teniendo en cuenta que en el presente año se juega con 20 equipos por la nueva reglamentación – diferente al de temporadas anteriores que eran sólo 18 –, el umbral de clasificación que se manejaba tradicionalmente de 28 puntos, subió en este 2015 por razones obvias.

En el primer semestre del año, la octava escuadra clasificó con 33 puntos. No obstante, en aquella oportunidad los primeros equipos de la tabla sacaron un distancia considerable a los demás y por ello el último lugar de los 8, llegó a obtener ese importante puntaje. De acuerdo a esto, se ha observado que la irregularidad en los diferentes oncenos es mas notoria en este campeonato, no obstante los partidos aplazados.

Es por esto, que el umbral de clasificación para la actual Liga, estará entre 31 y 32 puntos. Lo que indica que el Once Caldas deberá sumar mínimo 12 unidades de las 18 que tiene en disputa; es decir que el equipo deberá manejar un rendimiento del 67% de cara al final del torneo, si quiere pensar en un lugar en las finales.

¿Podrá el Once Caldas ganar los tres partidos en casa y sumar al menos tres puntos por fuera? #LaVozDelHincha.

Publicidad

 

Lee También: El Once Caldas no pudo con Envigado y salió silbado del Palogrande.
 Lo último del Once Caldas en 5 puntos. (24 de septiembre)
[Columna de opinión] ¿Por qué el fútbol del Once Caldas a veces encanta y otras veces aburre?

No olvides descargar nuestra App para Android y lleva tu pasión a todos lados.

              
Síguenos en nuestras redes sociales:
Facebook Casa Blanca OC
Twitter Casa Blanca OC
Instagram Casa Blanca OC

Comentar

Comentarios